martes, 6 de septiembre de 2016

Tanta vida

Tanta vida andando a tu rebufo
llorando a tu puerta en armonía
llamando con nudillos desnudos
de tanto aporrear tu lejanía

Tanta vida hilvanando tu estela
mirando como besas a otras presas
sentado viendo que el tiempo vuela
cuidándome, peinándome las cejas

Tanta vida que no me dices nada
soñando cuando nadie me vea
que duermes compartiendo mi almohada
que abrazas a mi angustia y que la alejas

Tanta vida y sigo en el tablero
intento el jaque mate a tus mejillas
pero de un solo movimiento
te pierdo y empieza la partida

No hay comentarios:

Publicar un comentario